Bolivia: Cívicos, exmilitares y EEUU en planes de agitación

Surgen 16 audios que vinculan a cívicos, exmilitares y EEUU en planes de agitación

cambio.bo / katari.org
La dirección digital consigna un resumen sobre el contenido de las conversaciones en sus labores de coordinación con miras al paro nacional cívico del 21 de agosto que se frustró; acciones previas y posteriores a las elecciones nacionales.

En medio de la actual crisis política surgieron unos dieciséis audios de conversaciones donde se escucha a dirigentes cívicos, políticos y militares en servicio pasivo, en un plan de agitación social, antes y después de las elecciones generales, con el propósito de evitar la continuidad del presidente Evo Morales, según publicaciones en medios digitales.

La totalidad de los audios y los informes redactados el 8 y 10 de octubre se encuentran en el portal https://bbackdoors.wordpress.com/2019/10/08/us-hands-against-bolivia-par… y el contenido es coincidente con el discurso de autoridades de gobierno que denunciaron planes de golpe de Estado e incluso el presidente Evo Morales dijo en días pasados tener las grabaciones.

En las conversaciones se menciona a un expresidente de la república, al exprefecto de Cochabamba, Manfred Reyes Villa, al ex diputado cochabambino de NFR Mauricio Muñoz. Un informe escrito agrega a los exmilitares del Ejército Óscar Pacello Aguirre, Remberto Siles, Julio César Maldonado y Teobaldo Cardozo.

En esos audios se identifica a la activista Mirian Pereira quien cita a Juan Flores, a su asesor Alex Brañez, Oscar Robles por un viaje a Estados Unidos para reunirse con Carlos Sánchez Berzaín y concretar un financiamiento de medio de millón de dólares para gastos de movilización. “El chulupi quiere sangre, en esto está trabajando, el financiamiento es por medio millón de dólares para sus gastos”, habla la citada activista.

La dirección digital https://postcuba.org/embajada-de-eeuu-en-la-paz-su-accionar-e…, consigna un resumen sobre el contenido de las conversaciones de dirigentes políticos, cívicos y ex militares en sus labores de coordinación con miras al paro nacional cívico del 21 de agosto que se frustró; acciones previas y posteriores a las elecciones nacionales.

Ese informe está escrito en el idioma inglés y fue traducido al español. Está disponible en el portal post cuba, bajo el rótulo “Embajada de EEUU en La Paz: Su accionar encubierto en apoyo al Golpe de Estado contra el presidente Evo Morales”. El contenido es coincidente con las recientes denuncias del ministro de Gobierno Carlos Romero y de la Presidencia Juan Ramón Quintana entorno a afanes desestabilizadores.

Manfred menciona a senadores de EEUU
En uno de los audios se escucha a Manfred Reyes Villa en una conversación con personas que no pudieron ser identificadas, a quienes les recuerda que hay un compromiso de los senadores estadounidenses Marco Rubio, Bob Menéndez y Ted Cruz para promover sanciones económicas contra Bolivia, si acaso Evo Morales permanece en el Palacio de Gobierno.

“Estos tres nombres que están mencionados en nuestra agendita, son la llave que están manejando el interés de que el pueblo boliviano tenga la justicia por el voto del 21 de febrero de 2016”, dice Reyes Villa. Incluso su operador político Mauricio Muñoz habla en otro audio sobre la posibilidad de retornar al país para ser candidato a Gobernador de Cochabamba, siempre que Evo Morales salga del poder con las acciones de agitación social.

Un exmilitar no identificado alerta sobre el riesgo de contaminar a los comités cívicos de La Paz y Santa Cruz, para luego el gobierno los ponga en la misma bolsa y los acuse de golpistas.

Otra voz dice: “señor expresidente, estamos en una escalada” que en algún momento debe llegar a su punto culminante en base a la movilización popular porque “las Fuerzas Armadas van a reaccionar de acuerdo a lo que los movimientos populares hagan. Si hay un respaldo mayoritario, en algún momento alguien le va a decir, por favor señor Presidente cumpla con la ley y a eso debemos ir nosotros”, manifiesta en la conversación.

Incluso plantea que los cívicos movilizados tengan en cuenta que el enemigo en Bolivia es Cuba. “Mi coronel, tenemos que decir fuera cubanos, mueran cubanos. Los comités cívicos exigen a países internacionales, es estúpido; quien gobierna el país son los cubanos”, afirmó.

Otra voz indica que los campesinos están esperando una estructura sólida a partir del 21 de agosto para actuar junto a las plataformas. Entre tanto en la misma conversación una mujer asume el compromiso de sumar a este plan al rector de la Universidad Mayor de San Andrés, Waldo Albarracín y a la activista Chichi Soto.

También lograron infiltrar una reunión presuntamente del presidente y del jefe de juventudes del comité cívico de La Paz, con un exgeneral de nombre Julito y el ex coronel quien en su charla se presenta como Óscar Pacello Aguirre, representante de la Coordinadora Nacional Militar, quien habla de tener planes para tomar la gobernación y subgobernación de Tarija, probablemente en el mes de agosto.

“Hay información que solamente debe quedar aquí, vamos a ir manejando temas reservados y secretos, no puede salir. Si sale eso, nos van a hacer abortar”, dice al explicar que la ruta parte el 23 de julio, 21 de agosto, hasta el 20 de octubre, pero antes los momentos clave de su movilización deberían ser la visita del expresidente José Mújica, el 6 de agosto en el acto cívico-patriótico y el 7 de la parada militar en la ciudad de El Alto.

“Evo Morales quiere legitimarse en estas elecciones y tenemos que coordinar con los comités cívicos”, dice en otra parte de su conversación aparentemente con los cívicos de La Paz.

Después de las elecciones
El reporte escrito con fecha 8 de octubre señala que desde “Estados Unidos se desarrolla gradualmente un golpe de Estado contra Evo Morales, que se llevará a cabo a fines de 2019, presumiblemente después de las elecciones y marzo de 2020”.

Cita un plan de tres etapas. La primera ya ejecutada consistió en preparar y organizar el campo con el manejo estratégico de las redes sociales, noticias falsas, acciones y planes de las plataformas democráticas y los comités cívicos contra el gobierno.

Al mismo tiempo se iba a buscar apoyo y una declaración de la OEA, Unión Europea y otras, para deslegitimar la victoria electoral de Evo Morales, declararla inconstitucional y responder para una intervención internacional en Bolivia.
Una segunda parte llamada «intensiva» prevé generar convulsiones e inestabilidad social en el país desde julio hasta octubre y luego “establecer un estado de crisis social en el país, a través de manifestaciones públicas violentas y pacíficas, barricadas y huelgas, utilizando para ello los comités cívicos y el movimiento 21F, estudiantes universitarios, el sector médico y otros de la sociedad civil”.

Citan a Juan Flores, líder cívico de Cochabamba como el articulador con los comités cívicos, oficiales del Ejército y policías en acciones destinadas a reunir a la población boliviana para enfrentar al Gobierno y de esta manera desestabilizar a los elegidos.

En la tercera fase «final» advierte que tras las elecciones vendría la imposición de un gobierno paralelo, debido a que el triunfo electoral fue producto del fraude para lo cual EEUU buscaría pruebas para sustentar las denuncias de fraude.

La Unión Juvenil Cruceñista desempeñaría un papel fundamental en imponer acciones violentas una vez que se publiquen los resultados electorales finales y en ese objetivo han estado reclutando criminales, que serán utilizados como punta de lanza en estos enfrentamientos y acciones violentas contra las instituciones estatales, dice el reporte.
Menciona también a Juan Martín Delgado, miembro de esta organización juvenil como la persona que tiene el apoyo del boliviano Luis Fernando Camacho, presidente del Comité Cívico de Santa Cruz, quien a su vez recibe indicaciones y consejos del funcionario del gobierno estadounidense Rolf A. Olson.

Incluso alerta sobre una posible autoproclamación de un gobierno paralelo, alentado por una fracción del Ejército, que supervisará un gobierno militar-cívico, dirigido por Waldo Albarracín, quien tendrá que convocar nuevas elecciones en 90 días sin examinar la participación del partido «Movimiento al Socialismo», dice una parte del extenso soporte digital.

Síntesis del contenido de los audios
Audio 1. Ilustra el compromiso de senadores estadounidenses como Marco Rubio, Bob Menéndez y Ted Cruz en el plan de golpe de estado contra Evo Morales.

Audio 2. Un miembro de la oposición boliviana y presunto ex militar, hace un llamado para un levantamiento armado.

Audio 3. Un miembro de la oposición boliviana (aún por identificar) propone señalar las casas de los partidarios del partido político del presidente, para infundir miedo en la población e influir en ellos más tarde para apoyar el golpe.

Audio 4. Un miembro de la oposición boliviana (aún por identificar), plantea la estrategia a seguir por la oposición boliviana, estableciéndose como una premisa que invalida las elecciones del 20 de octubre, genera un levantamiento militar-civil y crea una huelga nacional. Además, comentó que hay miembros activos de las Fuerzas Armadas Nacionales y la Policía que apoyarían estas acciones.

Audio 5. Una conversación entre miembros de la oposición boliviana que muestra la participación de Manfred Reyes Villa, otro miembro de la oposición residente en Estados Unidos, que tiene planes de golpe de Estado. Se menciona el respaldo que la oposición está obteniendo de la Iglesia Evangélica y el gobierno brasileño. Destaca la referencia sobre un supuesto hombre de confianza para el presidente brasileño Jair Bolsonaro, quien también asesora a un candidato presidencial boliviano que aún no se ha identificado.

Audio 6. Muestra la participación de Manfred Reyes Villa, miembro de la oposición con planes de golpe de Estado. La voz del activista político boliviano Mauricio Muñoz y Reyes se puede escuchar en la grabación.

Audio 7. Un ex coronel de Bolivia confirma los planes de golpe de Estado contra el presidente Evo Morales, y expresa su preocupación por la participación de los líderes de los comités cívicos en el ejército relacionado con la oposición.

Audio 8. El ex coronel boliviano Julio César Maldonado Leoni, presidente del Comité Militar Nacional, da órdenes de implementar todo tipo de acciones contra la Embajada de Cuba y sus diplomáticos, infunde miedo y odio hacia los cubanos para que abandonen el país.

Audio 9. Este audio está relacionado con una reunión entre ex militares bolivianos celebrada en la ciudad de Cochabamba. El ex coronel Julio César Maldonado Leoni, presidente del Comité Militar Nacional, se refiere a la creación de un poder político-militar.

Audio 10. El ex coronel boliviano Teobaldo Cardoso, comenta que todo está preparado y que son un gran grupo de miembros militares antiguos y activos listos para emprender la guerra.

Audio 11. Ilustra el compromiso del político y miembro de la oposición Manfred Reyes Villa, con los planes de derrocar al presidente. La voz de Manfred Reyes se escucha en una conversación con la activista política y miembro de la oposición Miriam Pereira y los periodistas Carlos y Chanet Blacut.

Audio 12. Se escucha la voz del ex general del ejército Remberto Siles, quien hace referencia a la existencia de un gran plan contra el gobierno boliviano.

Audio 13. Estrategia y acciones del Comité Cívico La Paz, en el contexto de la Huelga Nacional del 21 de agosto. Se puede escuchar la voz de su presidente, el político Jaime Antonio Alarcón Daza.

Audio 14. Se puede escuchar la voz del ex coronel Óscar Pacello Aguirre, Representante del Coordinador Militar Nacional. Menciona un plan secreto contra el gobierno del presidente Evo Morales y las acciones previstas para el 10 de octubre.

Audio 15. Reunión privada entre el opositor Jaime Antonio Alarcón Daza, Iván Arias y otros miembros de los comités cívicos, en el que el acuerdo consistía en obtener equipos de votación rápida para las próximas elecciones presidenciales, a fin de utilizarlos para manipular la opinión pública sobre los resultados electorales y declarar fraude. Hay una referencia de la Fundación Jubileo, la Unión Europea, la Embajada de los Estados Unidos y la Iglesia Evangélica.

Audio 16. La activista política Miriam Pereira, vincula al miembro de la oposición y residente estadounidense Carlos Sánchez Berzaín con el plan para derrocar al presidente Morales. Ella comenta que Sánchez quiere incitar una guerra civil en Bolivia y que cuentan con una financiación de medio millón de dólares.

Los comentarios están cerrados.